QUÉ ES EL BLW?
05/11/2018

De un tiempo a esta parte, el BLW sale en las conversaciones entre padres.

En realidad hablamos de enseñar a comer a nuestros hijos. Todo vuelve y ahora la propuesta tiene que ver con introducir sólidos a los bebés desde los 6 meses.

Apoyo y me muestro una firme defensora del método. Por supuesto, consultando con tu pediatra que se convertirá en el asesor alimenticio sobre qué, cómo y cuándo dar cada alimento, a cada niño.

No me dedicaré a contar en que consiste pero sí en lo que el niño aprende y sobre todo lo que previene:

Se sienta a la mesa en familia, iniciando una rutina familiar de disfrutar en familia. Porque la comida nos reúne en la mesa para  preguntarnos sobre el día, reírnos y contarnos cosas. Con el plus de que las rutinas son la base de la tranquilidad del niño.

Se enfrenta solito a “esas cosas tan raras que no se si me gustaran o no. Pero que todo el mundo come y debería probar. Aunque me da un poco de miedo que me vaya a sentar mal”. Vamos que resuelve sus primeras dificultades y miedos.

Utiliza y estimula la coordinación ojo-mano-boca. Os aseguro que es dificilísimo conseguir llevar el calabacín de la mesa a la boca cuando se tienen 6 meses. Según avanzan/crecen  la psicomotricidad fina se pone en marcha. Sirva como ejemplo de sus ventajas: el niño que usa cubiertos, se entrena para la escritura posterior.

Por ultimo y seguro que explica mi entusiasmo con este método: ES LA MEJOR FORMA DE PREVENIR NIÑOS SELECTIVO CON LA ALIMENTACIÓN Y/O LOS QUE NO MASTICAN.

En Ramos Paúl Psicólogos, hemos visto demasiadas veces la angustia de los padres cuando los hijos, deciden no masticar “padres batidora” o comer solo determinados alimentos (pasta, fritos y lácteos son los grandes elegidos).

Así que os animo a que probéis el BLW

Un saludo

Rocío Ramos-Paúl Salto

Os dejo el audio de Atrevete Dial